LA ACIDEZ  EXTRACELULAR

8 FEBRERO

Foto | Nora Zubia @slowandchic

Está muy bien saber qué debemos comer y qué no. Qué debemos beber y qué no, etc. etc. Pero, también debemos saber porque ocurren las cosas. Verdaderamente creemos, que para darle jaque al cáncer, es muy importante también saber lo qué es exactamente y hablar de ello sin tapujos.

Por un lado, la mayoría no sabe en qué consiste verdaderamente la enfermedad. Por otro lado, percibimos que en la sociedad en general hay un cierto “tabú” al respecto. A veces parece que la gente no quiere profundizar en el tema… y cuando alguien tiene cáncer empezamos a cuchichear, o nos escandalizamos rápidamente y nos llevamos las manos a la cabeza dando a entender que la cosa va a salir mal seguro. Pues no. Hay que intentar darle un giro al tono que rodea a esta enfermedad. Sí, evidentemente, es algo terrible. Es una verdadera faena que te toque. Es duro, es tremendo… Pero, si a todas estas sensaciones les damos una pequeña vuelta de tuerca podemos conseguir muchas cosas. Ojo, que tampoco somos Antoñita la Fantástica, y sabemos que, por desgracia, no todos podemos salir airosos del cáncer. ¡En absoluto! Pero, de entrada, démosle un voto de confianza al asunto. Intentemos ser positivos y ver la enfermedad con más normalidad. Y no demos  por hecho que el resultado final tiene que ser malo. Porque no es así. Y no hablamos de boquilla, lo vivimos muy muy de cerca… 🙂

Ahora sí. Comencemos. La acidez extracelular es otro de aquellos once factores tan importantes del entorno pro cáncer. ¿Los recordáis? Es fundamental tenerlos claros y siempre bien presentes.

Se entiende por acidez extracelular a un tipo concreto de microambiente en el que las células pueden vivir. No olvidemos nunca que las células cancerígenas son un tanto exquisitas y no cualquier microambiente les vale para vivir. Tienen que ser microambientes ácidos que contengan un pH de entre 6.5 y 6.9. (Muchos ahora entenderéis porque en publicidad muchas veces enfatizan tanto esto del pH). En cambio, nuestro ejército de “células buenas” prefiere los  ambientes más alcalinos, aquellos que contengan un pH de entre 7.2 y 7.5. De ahí la gran importancia de que nuestro pH siempre sea óptimo. Y, obviamente, de ahí lo positivo de lo alcalinizante y lo negativo de lo ácido. (A propósito de esto, podemos mencionar al oncólogo Martí Bosch, uno de los grandes defensores de seguir una dieta alcalina para combatir el cáncer).

Además, ojo, esto no solo influye en el riesgo de desarrollar cáncer. Mirad, mirad:

  • Influirá en que el tumor crezca más o menos rápido.
  • Influirá en que el tumor sea más o menos agresivo.
  • Influirá en que el cáncer tenga más o menos opciones a expandirse (las dichosas y odiosas metástasis).
  • Influirá en que la quimioterapia y la radioterapia funcionen mejor o peor.

¿Y qué produce este exceso de acidez?

Principalmente, ¡el azúcar! Sí, esa especie de veneno que todos consumimos a diario en mayor o menor medida. Porque, aunque en casa utilicemos ya otras opciones para endulzar nuestros platos, desgraciadamente prácticamente TODO lleva azúcar hoy en día. No hay más que ir con algo de tiempo al supermercado y empezar a leer etiquetas con calma… 😦

Y que el azúcar sea el principal causante de esta acidez no es una leyenda urbana: el exceso de ácido es el resultado del metabolismo de la glucosa. En base a esto, está claro que, a más azúcar consumido, mayor acidez.

Ya hemos visto quien ocupa el primer lugar de la lista de los alimentos ácidos. ¿Queréis saber quiénes ocupan también lugares privilegiados en esta lista? Muchos os lo imaginaréis: la carne y los lácteos.

Si siguiéramos mencionando alimentos ácidos este post se haría interminable. Y tampoco tiene mucho sentido porque, salvo los alimentos más ácidos –los que os acabamos de nombrar-, el resto solo cambian el pH de la orina, el de la sangre apenas varía (7.35-7.45).

Conclusión pues: reduzcamos el consumo de azúcar, carne y lácteos en la mayor medida posible. Y, por supuesto, aumentemos la ingesta de fruta y verdura, ¡alimentos alcalinos por excelencia!

Venga caminantes, pasito a pasito, ¡lo iremos consiguiendo! y les iremos dando a nuestras células buenas un ambiente idílico para que nunca se vayan y así nunca dejen paso a las células malas 🙂 .

Anuncios

9 comentarios en “LA ACIDEZ  EXTRACELULAR

  1. Muy buen resumen. Un blog magnífico, felicidades!!!
    Hace tiempo elimine de mi dieta, carne y lácteos, podría decir el azucar también, pero lamentablemente el azucar no lo ponen en tantos productos, que por mucho que leas etiquetas, alguna se cuela sin darme cuenta. Aunque no estes enferma vale la pena concienciarse de una buena alimetanción y estilo de vida, tu cuerpo y tu mente te lo agradeceran.
    Gracias por la información!!

    Le gusta a 1 persona

    • Una vez más, muchas gracias Carmen. Da gusto tener seguidoras así:) Tienes razón, lo del azúcar es un tanto incontrolable…. 😦 Pero todos los detalles cuentan… así que, no bajemos la guardia. Y, si, merece tanto la pena cuidarse, estemos sanos, estemos enfermos!! Feliz día!

      Me gusta

  2. Pingback: JARRA ALKANATUR | Jaque al Cáncer

  3. Pingback: LA GENÉTICA | Jaque al Cáncer

  4. Pingback: LA SAL ROSA DEL HIMALAYA | Jaque al Cáncer

  5. Pingback: EL KUZU | Jaque al Cáncer

  6. Pingback: EL BRÓCOLI | Jaque al Cáncer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s