EL AJO NEGRO

ajo-negro

Foto | Nora Zubia @slowandchic

Hace ya tiempo os presentamos al señor ajo y a sus múltiples propiedades. Hoy, os presentamos a uno de sus primos: el señor ajo negro. Si la lista de virtudes del ajo ya era grande, la del ajo negro en grandísima…

¿Qué es exactamente el ajo negro?

Es ajo crudo fresco pero fermentado de manera natural tras un proceso que oscila entre los 60 y los 90 días.

¿Cómo es? ¿A qué sabe? ¿Cómo huele? ¿Cómo lo como?

Como su nombre indica, es negro. Y a pesar de que su color pudiera apuntar a un sabor tremendamente fuerte, la realidad es que no. Su sabor es mucho más  llevadero que el del ajo tradicional y, de hecho, en poco se parece al clásico sabor del ajo. Nosotras diríamos que tiene un sabor curioso, sorprendente y agradable. Su olor, también es mucho más suave. En cuanto a su textura, es blandengue y “pringosillo”. A nosotras nos gusta añadírselo a nuestras tostadas de pan de centeno, bien solas con ajo negro -un aperitivo magnífico- o bien con aguacate, pimienta negra y AOVE , mmm… ¡riquísimas! Sigue leyendo

ESTIMULANDO A NUESTRO SISTEMA INMUNE

sistema-inmune

Foto | Nora Zubia @slowandchic

Os lo hemos dicho muchas veces: si nuestro sistema inmune está fuerte, nuestra salud también tenderá a estar más fuerte. Casi al comienzo de Jaque dedicábamos un post al sistema inmune. En ese post os explicábamos la inevitable relación que existe entre nuestra salud y nuestro sistema inmune. Resaltábamos además el hecho de que el estado de nuestro sistema inmune era uno de esos once factores que propiciaban la aparición o no aparición de un entorno pro cáncer en nuestro organismo. Así que sí, debemos mantener en perfecto estado a nuestro ejército del sistema inmune, mimarlo y cuidarlo cada día para así estar al cien por cien. Son muchos los factores que lo debilitan y muchos los que lo alientan. Hoy nos vamos a centrar en esos factores que lo alientan. Si queréis que vuestro sistema inmune vaya a por todas y no le de tregua ni a virus, ni a bacterias, ni a sustancias tóxicas ni a células cancerígenas, tomad buena nota 😉 Destacamos solo algunos de los factores que a nosotras nos parecen, de entrada, los más importantes. Sigue leyendo