Recordando invitados: BAILANDO CON VANESSA NUEDA

Recordando invitados VANESSA NUEDA

Caminantes, ¡hoy bailamos!

Al ritmo de un crep que marcó un antes y un después.

Al ritmo de una de esas personas que  siempre transmite unas ganas locas de vivir.

Al ritmo de unos Baby Twins y una madre todoterreno.

Hoy recuperamos la entrevista que le hicimos a Vanessa Nueda. Releyendo sus palabras nos sentimos honradas y dichosas de que la prota de El crep de mi vida forme parte del elenco de invitados de Jaque. Y es que, familias del mundo, cuando el cáncer irrumpe en nuestras vidas, no solo no solemos saber como hacerle frente a nivel personal… muchas veces no sabemos cómo encaminar el asunto con los peques de la casa. Vanessa y su marido lo tuvieron claro. Y entonces a Vanessa se le ocurrió contárselo al mundo…

No nos enrrollamos más. Voilà la entrevista:

https://jaquealcancer.com/2017/03/02/bailando-con-vanessa-nueda/

¡Feliz día!

 

Anuncios

BAILANDO CON VANESSA NUEDA

vanessa-nueda

¿Quién no conoce a Vanessa? ¿Quién no conoce a la artífice de Las Aventuras del Cáncer? ¿Quién no conoce a la persona qué está detrás del blog El crep de mi vida? 🙂

Estamos seguras que muchos de vosotros sabéis muy bien de quien os estamos hablando. Muchos quizás sigáis su blog. Y otros muchos tal vez ya tengáis por casa su cuento. Pero también estamos seguras que muchos aún no habéis tenido el placer de conocerla…

Esta es una buena oportunidad para que, quien no la conozca, la conozca, y, para que, quien ya la conozca, la conozca mejor. La hemos entrevistado. El resultado es sincero y resultón. Y es que Vanessa ha respondido a nuestras preguntas desde el corazón. Y eso se nota. Además, ya sabéis que nuestros invitados han de ser especiales y bonitos. Nos gusta que Jaque se llene de buenas energías. Y nos gustan los invitados que os puedan inspirar, motivar y alentar, independientemente de vuestras circunstancias personales. Vanessa cumple todo esto. Y encima, ¿sabéis qué? ¡Qué nunca ha dejado de bailar! (Y sabemos que nunca dejará de hacerlo). Y eso caminantes, ¡vale su precio en oro! Mirad, mirad… Sigue leyendo